El pudor evita que disminuya la discriminación a los pacientes con SIDA

0 281

Aunque en esta Ciudad se logró avanzar en la concientización del respeto a las personas portadoras del Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH), el pudor de saber que este virus se transmite a través de la vía sexual no permite que se extinga el acoso y discriminación a los pacientes.

El doctor Carlos Alberto Carrillo Garza, director del Centro Ambulatorio Para la Atención de Pacientes con Sida e Infecciones de Transmisión Sexual (Capasits) de Matamoros, aseguró que dentro de las pláticas que se realizan en las escuelas y en diversos centros de salud, se le explica a los oyentes que el contagio del VIH no siempre es por la vía sexual, sino también se puede presentar por el uso de agujas contaminadas o por una transfusión de sangre con el virus a un paciente sano.

Recalcó que parte del pudor que genera el tema, se deriva de la certeza de que quienes están más en riesgo son los hombres que tienen sexo con hombres, esto debido a que las estadísticas indican que una de cada 10 relaciones homosexuales el portador, este va a infectar a su pareja.

Carrillo Garza dijo que un hombre heterosexual sano, corre el riesgo de infectarse en una de cada mil relaciones que tenga con una mujer infectada con VIH, lo que aumenta el temor y el repudio de la población a la enfermedad.

Lo que sucedió con el VIH es que se ligó desde un inicio al contexto sexual. Si hubiéramos omitido la sexualidad en esta enfermedad hace mucho, no hubiéramos tenido un estigma dirigido a la enfermedad como tal. Los niños que nacieron de madres con VIH no tuvieron relaciones sexuales, en determinado momento, las personas que usaron drogas intravenosas tampoco tuvieron relaciones sexuales y eso es lo que debemos de erradicar, el estigma y la discriminación”, mencionó.

Argumentó que en los años 80, la mayoría de las mujeres infectadas con el VIH habían pasado por un proceso quirúrgico y requirieron de sangre que no fue diagnosticada con el virus, por desgracia, en estos tiempos, el desconocimiento lleva a las personas a juzgar sin tener la razón del caso.

Exhortó a la población a que se mantengan informados respecto a la enfermedad y las posibles causas de contagio, ya que solo así se logrará comprender a quienes portan el virus, además de colaborar con la plenitud de la vida de quienes están infectados.

Por: Norma Rodríguez

Deja una respuesta